José Manuel Carbonero, in memoriam

Hace dos años que nos dejaste, pero te seguimos recordando con un inmenso cariño, porque aún estás con nosotros. Recordamos tu energía y tu vitalidad, tu empeño en sacar el trabajo adelante, tu vocación docente, el cariño que te profesan tus antiguos alumnos.

Recordamos la huella que dejaste, haciendo amigos allá por donde pasaras, tu buen humor y tu gran corazón. Tu familia, tus amigos, tu colegio, tu sindicato… todos perdimos mucho con tu partida, pero seguro que, allá donde te encuentres, nos sigues sonriendo y sigues enviándonos esa energía positiva que nunca te faltó. Amigo, un fuerte abrazo.
Abrir chat